Matute «La mayoría política y social de la Euskal Herria hace 40 años dijo con claridad que esta Constitución no era suya»

EH Bildu convoca a las y los soberanistas de este país a manifestarse el próximo 6 de diciembre en las calles de Bilbao (12:00, Plaza Elíptica) para reclamar la República Vasca. La manifestación, por lo tanto, se celebrará en un día significativo, en el 40 aniversario de la aprobación y puesta en vigor de la Constitución española.

“En este 40 aniversario de la imposición de la Constitución española a nuestro país, EH Bildu invita a las vascas y los vascos que consideran que la Constitución española no es más que un candado que tiene como objetivo parar las ansías de libertad de nuestro pueblo a manifestarse en las calles de Bilbao. Porque la mayoría social y política existente en nuestro país favorable al derecho a decidir y su activación es la llave para abrir ese candado. Todas las gentes de nuestro país que quieren vivir en una República Vasca libre, justa y digna tenemos una cita ineludible en las calles de Bilbao”, han afirmado Oskar Matute y Oihana Etxebarrieta en una comparecencia que ha tenido lugar esta mañana en Donostia.

Matute ha recordado que la Constitución española no obtuvo la aprobación por parte de la ciudadanía de los cuatro herrialdes de Hego Euskal Herria. “La mayoría política y social de la Euskal Herria de hace 40 años dijo con claridad que esta Constitución española no era suya. Este país dijo con rotundidad que no podía hacer suya una Constitución que no hacía más que apuntalar el Régimen del 78, que no es otra cosa que un intento de lavado de cara del Régimen anterior que tan nefastos recuerdos deja en todas aquellas gentes de nuestro país y de todo el Estado que desean vivir en sociedades libres, justas y dignas”.

El diputado de EH Bildu ha asegurado que han pasado 40 años y los graves problemas políticos que el Régimen del 78, y por ende la Constitución española, dejaban sin resolver siguen estando en las calles y en las instituciones. “El pueblo catalán está sufriendo la desmesurada y brutal respuesta del Estado español por poner unas urnas y consultar a la sociedad catalana si quiere ser dueña de su futuro político y crear la República de Catalunya”, ha subrayado.

En palabras de Matute, en nuestro país existe una mayoría política y social que considera que el pueblo vasco tiene el derecho democrático a decidir su futuro para construir una sociedad justa y libre. Una mayoría que en los últimos años se ha podido visualizar, por ejemplo, en las gigantescas movilizaciones convocadas por Gure Esku Dago.

Asimismo, ha recordado que en el ámbito exclusivamente político e institucional, la clara mayoría política favorable al derecho a decidir en Araba, Bizkaia y Gipuzkoa ha puesto ya los cimientos de un nuevo estatus político para esta parte del país, dando así por agotado el Estatuto de Gernika. Y que en Nafarroa se sigue trabajando con eficacia para consolidar el cambio que supuso sacar de las instituciones a las fuerzas políticas del Régimen anterior.

“Todas estas circunstancias políticas y sociales están provocando que las fuerzas políticas que en el 78 decidieron que necesitaban un lavado de cara para esa nueva fase política se quiten las caretas y defiendan con todas las herramientas que disponen su Régimen que se fundamenta en la sacrosanta unidad de España”, ha dicho.

“El Estado español está sumido en una clara regresión democrática”, ha subrayado Matute. “Este hecho nos obliga a todos los soberanistas de este país y del Estado a actuar de la mano y buscar estrategias compartidas. Ante la que se avecina, tanto en nuestro país como en los pueblos del Estado que desean ser libres y soberanos, debemos actuar unidos, con audacia política y visión de país y de futuro”.

EH Bildu

Josu Estarrona sobre las inmatriculaciones de la iglesia en La Sexta Columna

Nuestro compañero de Alternatiba y parlamentario de EHBildu en Gasteiz Josu Estarrona, que ya ha llevado iniciativas al Parlamento Vasco reclamando que la iglesia devuelva los bienes inmatriculados, ha participado en un amplio reportaje sobre las inmatriculaciones de la iglesia española de La Sexta Columna, poniendo como ejemplo las realizadas en un municipio como el de Eskoriatza. Allí se han hecho entre 42 y 44 incluyendo un parque infantil pagado por el Ayuntamiento. La iglesia siempre utiliza la misma fórmula: no presenta papeles, dios provee. Aquí parte del programa.

 

Nuestra lucha también es la vuestra

Juan Puerto Morcillo – Alternatiba

Los jubilados seguimos en lucha, de forma masiva, especialmente en las calles de Euskal Herria, pero al mismo tiempo en solitario. Nos gustaría que las y los jóvenes se sumaran a la protesta, porque no podemos olvidar que nuestra lucha también es la suya. Y también debemos tener en cuenta que si perdemos esta batalla, si no logramos subvertir una situación que empobrece las vidas de millones de personas, será muy difícil iniciar y ganar la próxima.

Por eso quiero hacer un llamamiento a estudiantes, jóvenes, personas en paro y a todas aquellas que puedan acudir: No abandonéis a las y los mayores, porque sería una irresponsabilidad abandonar a aquellas personas que tanto han luchado por dar una vida más digna a la siguiente generación.

Por unas pensiones públicas dignas, ¡tomemos la calle!

https://pbs.twimg.com/media/DXhdPAHW4AATqNC.jpg

https://pbs.twimg.com/media/DWqQVHQV4AAgpCz.jpg

https://pbs.twimg.com/media/DWqQVHCVMAADYE7.jpg

https://pbs.twimg.com/media/DXhW2X0W4AAFw9_.jpg

https://pbs.twimg.com/media/DW9Sy6CWkAAnS8k.jpg

Pongamos a parir a estos señores

Alba Fatuarte  y Mireia Arginzoniz – Mesa Feminista de Alternatiba

Como bien dice Silvia Federici, «el cuerpo de la mujer es la última frontera del capitalismo». El capital quiere controlar nuestras vidas, empezando por nuestros úteros, para poder seguir acumulando beneficios. Es una ofensiva patriarcal en toda regla que se manifiesta de mil maneras.

Recientemente, todos los medios de comunicación recogían cierta noticia que llegaba acompañada de una foto donde veíamos sonriendo un grupo de hombres bien trajeados: hombres blancos, autónomos y sin diversidad funcional, que venían a anunciarnos que Gobierno Vasco, diputaciones y EUDEL ratifican el acuerdo del Consejo Vasco de la Familia llamado “Pacto para impulsar la natalidad” que también suscribe la patronal Confebask.

Ante semejante imagen, todavía no sabemos si lo que Urkullu, Olano y compañía pretendían era ofrecer sus servicios como sementales, o si realmente no entienden que en esa foto para fomentar la natalidad, algo evidente fallaba. Curiosa, aunque habitual, interpretación del despotismo ilustrado que parece querer hacer bueno aquello de «todo para el pueblo, pero sin las mujeres». Porque para estos cinco señores, las mujeres no debemos tener demasiado que decir en un asunto en el que, justamente al contrario, somos el eje central.

Al parecer, en Euskadi tenemos un «problema» porque las mujeres estamos pariendo de menos. Pero, ¿por qué supone un problema que la tasa de nacimientos baje? Estos señores han debido de sacar la calculadora que la patronal les regaló por Navidad y han echado sus cuentas: si como dice Christine Lagarde «los ancianos viven demasiado», y encima las mujeres no están por la labor de traer al mundo criaturas suficientes como para alimentar el mercado laboral… ¿Quién va a pagar las pensiones?

Automáticamente todas las alarmas se encienden, y se activa el viejo y falaz discurso del «problema demográfico». ¿La solución que proponen? Cinco millones de euros en ayudas directas, a pesar de que está demostrado que las políticas de incentivación no son efectivas; e implementar medidas de conciliación, a sabiendas de que el 90% de personas que se acogen a estas medidas son mujeres y lo hacen, en general, para dedicarse al cuidado. Medidas que, al fin y al cabo, vienen a reforzar esa ofensiva patriarcal y capitalista, insistiendo en el reparto del trabajo en función del género, y la separación entre el trabajo productivo y reproductivo.

Pero tenemos una mala noticia para Confebask y el PNV (en el poco probable supuesto de que no sean la misma organización con diferentes logos): no nos engañan. Sabemos bien que su verdadera intención pasa por la privatización del sistema de pensiones. «Planes de previsión social complementaria» los llamaba recientemente el consejero vasco de Hacienda y Economía, Pedro Azpiazu, quien hacía un llamamiento a la ciudadanía a interesarse por estos planes privados en una jornada organizada por la Federación de Entidades de Previsión Voluntaria de Euskadi. Más recientemente, Mariano Rajoy se ha quitado la careta de político para mostrar la de asalariado de la gran banca y ha pedido directamente a la ciudadanía que ahorre para complementar sus pensiones. Solo es la aceptación política de aquello que los gurús del Santander, BBVA y compañía llevan tiempo pidiendo: leyes que nos obliguen a contratar planes de pensiones privados. Es el último negocio por abordar en su saqueo de lo público.

Nosotras lo tenemos claro: no permitiremos que nos amenacen con la quiebra del sistema de pensiones porque baje la tasa de nacimiento. Se trata de un chantaje en toda regla y de ningún modo lo aceptaremos. No permitiremos que se recurra a nuestros cuerpos, una vez más, para sostener al capital; no aceptaremos ser meras incubadoras abocadas a reproducir la mano de obra barata que el sistema utilizará hasta que ya no le sirva para seguir acumulando riqueza.

Tenemos fuerza y propuestas para avanzar hacia un sistema que ponga la vida y el cuidado de las personas en el centro. Si se trata de ayudar a las familias, especialmente a las que están en situación exclusión –mayoritariamente monomarentales por cierto– bien podría pensarse en la puesta en marcha de un sistema de renta garantizada para la infancia o en medidas que aborden los cuidados desde claves de igualdad y justicia. Basta recordar el reciente conflicto de las residencias en Bizkaia para tener claro dónde están los verdaderos problemas y qué poco están dispuestos a hacer para solucionarlos.

Insistimos, tenemos propuestas para revertir el sistema capitalista heteropatriarcal que nos sitúa como esclavas de los trabajos de cuidados, invisibilizadas y relegadas a ser ciudadanas de segunda. Porque nos quieren calladas y dominadas, pariendo y cuidando para seguir reproduciendo su fuerza de trabajo. Pero ante ese ataque a nuestro derecho fundamental a existir plenamente y decidir sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas, nos tendrán enfrente, armadas de autodefensa feminista, desmontando su discurso del control y del miedo.

Así que antes de hablar de si creemos que la baja natalidad es un problema a solucionar, abordemos todas las cuestiones que deben garantizar una vida digna para todas las personas. Y si mientras quieren traer más criaturas a este mundo que lo hagan ellos. Pónganse ustedes a parir señores consejeros, diputados y alcaldes, pónganse ustedes a parir señores de la patronal, porque nosotras no somos úteros que se puedan comprar, ni con cinco millones ni con ningún pacto por la natalidad que nos quieran vender.

Publicado en GARA

Estarrona: «No escucho esa contundencia a Urkullu ni a ciertas formaciones políticas cuando a gente como Corbí, condenada por torturar, es indultada»

Nuestro compañero de Alternatiba y parlamentario de EH Bildu en Gasteiz Josu Estarrona habla sobre la normalización política al hilo del supuesto homenaje en Andoain a dos ex presos: “No escucho esa contundencia ni a Urkullu ni a ciertas formaciones políticas cuando a gente como Sánchez Corbí, que tienen condenas por torturar, son indultados por el gobierno”.

Diez años aportando a la unidad de acción de la izquierda vasca.

SEDE BILBAO Plaza de la Casilla 6, bajo 48012 Bilbao Tlf. 94.423.72.69

SEDE DONOSTIA Calle Autonomía 15, bajo 20006 Donostia Tlf. 94.326.57.80

SEDE GASTEIZ Calle de Los Herrán 25, bajo 01002 Gasteiz Tlf. 94.577.27.70

X